Publicado el Deja un comentario

OTROS USOS DE LA MERMELADA EN LA COCINA

MERMELADA

MERMELADA

Al pensar en mermelada, se nos viene a la mente el desayuno o la merienda. Las tostadas recién hechas y el café caliente, pero la cocina es un campo muy versátil que permite utilizar algunos ingredientes de forma diferente a la habitual.Además de los usos que os vamos a indicar, puedes utilizar la mermelada para otras muchas cosas como por ejemplo para rellenar bizcochos, cubrir tartas de queso o para cualquiera de las ideas para hacer un desayuno especial  pero hoy vamos a darle una vuelta de tuerca diferente para usar la mermelada en la cocina.

1. La mermelada es ideal para acompañar numerosos aperitivos

Un cuenco con mermelada es ideal para acompañar recetas crujientes como fritos de pollo rebozado, croquetas y otros platos similares. Para estos aperitivos una de las mejores mermeladas es la Mermelada de Tomate , o si lo preferís podéis utilizar también la de higo o la de ciruela y kiwi que contrastan muy bien con los sabores salados.

2. Los mejores batidos

Preparar un batido refrescante es muy sencillo. Mete en la batidora de vaso 2 o 3 bolas de helado de nata o de vainilla, añade 3 cucharadas de mermelada de fresa o arándanos y un vaso de leche fría. Te sorprenderá el sabor intenso de este batido que tendrás listo en 2 minutos.

3. Para acompañar carnes y pescados

Preparar una salsa ligera o un coulis es muy sencillo usando mermelada. Pon cuatro cucharadas soperas de mermelada en un cazo, añade 50 g de mantequilla y calienta durante 5 minutos desde que empiece a cocer. Cuidado con la temperatura.

Apaga el fuego y pasa la salsa resultante por un colador y obtendrás una salsa muy fina idónea para acompañar carnes, pescados o por ejemplo un delicioso foie gras. Para este uso, es ideal la mermelada de fresas, naranja o frutos rojos.

4. Prepara helados caseros con sabores intensos

Hacer helados de fruta caseros usando meremelada es sencillo. Basta con preparar una base de helado o mantecado y después añadir unas cucharadas de mermelada, mezclando bien hasta que quede perfecto. Entonces, lo metemos en la heladera para mantecar o lo congelamos removiendo cada 20 minutos para evitar que se formen cristales y quede bien cremoso.

Para hacer el mantecado o base del helado mezclamos 250 ml de leche entera con 250 ml de nata, y lo llevamos a ebullición. Añadimos entonces la mermelada de nuestro agrado y apagamos el fuego mezclando bien. Trituramos con la batidora y listo para congelar.

5. Preparar salsas para la carne utilizándola como ingrediente

Esta es una de las utilidades más interesantes de la mermelada, idónea para salsear carne de cerdo y otras carnes blancas que no tienen mucho sabor. Mezcla en un cazo la mermelada con nata líquida y llevalo a ebullición.

Cuando tenga un color uniforme, la salsa estará lista para utilizarla. Además de para carne de cerdo, esta salsa con un toque dulzón es estupenda para dar un sabor especial a una pechuga de pollo o de pavo resolviendo una comida rápida.

6. Ensaladas diferentes

Otro uso muy interesante para la mermelada es utilizarla como aliño en ensaladas en las que intervengan los frutos secos, el queso de cabra y otros elementos similares. Utilizala para preparar una vinagreta:

Para ello, pon en un bol 2 cucharadas de vinagre de manzana o de frambuesa, con un par de cucharadas de mermelada de tu sabor preferido y aceite de oliva. Bate bien los ingredientes y cuando tengas todo homogéneo, añádelo por encima de la ensalada. Te sorprenderás.

Publicación extraida de:

http://www.directoalpaladar.com/heliosesvida/seis-usos-de-la-mermelada-que-no-se-te-habian-ocurrido-para-tus-recetas

SI TE HA GUSTADO COMPARTE
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *